¿Dónde empiezo el Camino de Santiago?

El Camino de Santiago es una peregrinación que empieza en la puerta de casa de cada uno. Es decir, que si queremos, podemos salir andando de nuestra casa, vivamos donde vivamos, y llegar a Santiago y así habremos realizado el Camino de Santiago.

Para conseguir la Compostela en Santiago, es necesario haber realizado como mínimo los últimos cien kilómetros andando o doscientos en bici. Es decir, si vivimos en Santiago, no vale salir de casa y llegar en cinco minutos a la Catedral; hay que retroceder un poquito para ganar la Compostela.

A lo largo de la historia, se han marcado unas rutas y unos caminos más que otros en torno a los cuales han crecido hospitales de peregrinos y todo lo necesario para la peregrinación. En el resurgir del Camino a finales del siglo XX y en la actualidad, se encuentra de moda comenzar en Roncesvalles (casi en la frontera entre Francia y España) y recorrer los 790 kilómetros que lo separan de Santiago de Compostela. No obstante, nada impide que se pueda comenzar ahí, más lejos, más cerca de Santiago o en cualquier otro punto.

Los lugares más habituales en la principal ruta del Camino, el Camino Francés, son Roncesvalles (entre 28 y 30 etapas hasta llegar a Santiago), Saint Jean Pied de Port (1 etapa más), León ( unas 12 etapas), O Cebreiro (a 7 etapas) o Sarria (a 5 etapas).

En el Camino del Norte, son comunes Irún (con 32 etapas), Oviedo (con 15 etapas), Ribadeo (a 9 etapas) o Baamonde (a 4-5 etapas).

Hay otros muchos caminos señalizados que recorrer, como el Camino Primitivo, la Vía de la Plata, el Camino Portugués o el Camino Inglés.

Inicie su Camino en función de los días que disponga, pero sea generoso. El Camino está para disfrutar, ir despacio, visitar monumentos y rincones y conocer sus gentes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

dos × 5 =